Skip navigation

Tag Archives: BOICOT

Os preguntareis cuál ha sido la última ocurrencia del nazio-socialismo gallego. Que nueva tonteria identitaria y separatista han parido las cabezas iluminada sque los gallegos NO han votado como gobernantes. ¡Pues que las etiquetas de los vinos gallegos sean en gallego! ¡Cómo no se les habia ocurrido antes!

¿Qué tienen en común las fiestas populares, en las que todos tendrán que cantar por obligación canciones del reportorio patriótico diseñado por la Xunta, y las misas teledirigidas desde San Caetano para que contengan las adecuadas soflamas nacionalistas? ¡Pues el vino claro! Si los gallegos se tendrán que divertir y cantar lo que el Bigoberniño quiere y rezar como y lo que el Bigoberniño quiere es lógico pensar que tendrán que beber lo que Fürher Quin desee.

En la linea de intervencionismo stalinista que caracteriza a los nazi-onanistas de todo pelaje, con la complicidad de los social-nihilistas dirigidos por el clon de ZP en Galicia, ha llegado la hora de meter mano en el mercado del vino mediante la única herramienta que han sabido inventar para “justificar” su delirio secesionista. El gallego de laboratorio es la escusa con la que los nazis gallegos reparten millones, en este caso en un sector tan estratégico como el vitícola, para desestabilizar el mercado y la sana competición empresarial. Ya no importa que se cree riqueza o que las añadas sean buenas, lo que importa es que la etiqueta sea en gallego. No importa que tu vino sea meo de gato, si la etiqueta está e gallego partirás con ventaja – en Galicia – frente a quien ha escogido la opción más lógica de etiquetar en una lengua que les permite comerciar en toda España.

Por suerte las leyes del mercado son universales, y los empresarios eclipsados con las promesas de oro y vírgenes de los fundamentalistas celtístas etnocéntricos se toparán de narices contra la competitividad. Claro que entonces la Xunta se sacará de la manga una nueva “lei” que multe fuertemente a quien no haga lo que ahora es voluntario. Si no me creen repasen la noticia de la Voz, y verán como alguno de los empresarios seguidistas del delirio de la Xunta afirma que el uso del gallego “más que una opción, es una exigencia”.

Por mi parte la opción es clara: Dejar de consumir vino de las marcas que etiqueten en gallego. No como muestra de rechazo a esa lengua, que también es la mia, si no como medida de lucha contra el intervencionismo xunteiro en asuntos que no les competen. Porque el gobierno regional no es quien para decir en que lengua tengo que hablar yo, aprender mis hijos, rotural los empresarios o etiquetar sus producto. Que aparten sus garras ensangrentadas de lugares donde las personas y el mercado son las únicas soberanas.

BOICOT A LOS VINOS QUE APOYAN EL INTERVENCIONISMO NACIONALISTA

En breve incluiré una lista de las marcas.

Anuncios